¿Primero los de casa? Esto ya lo dijeron los nazis

Diversos grupos de extrema derecha, como España 2000, MSR, Plataforma per Catalunya… impulsan campañas agresivas de reparto de comida y otros materiales, “sólo para los de casa”.

A algunas familias necesitadas, cualquier fuente de ayuda les parecerá válida, pero tenemos que saber hacia dónde nos lleva esta política.

Los nazis alemanes ya lo aplicaron durante los años 30. El llamado Winterhilfe, “Ayuda de invierno”, fue un programa de recogida y reparto de comida, ropa etc., “sólo para los de casa”. Algunas chicas y chicos “arios” recibieron comida. A otros niños y niñas, por ejemplo, de origen judío, que también pasaban hambre, se les negó toda ayuda. Más tarde perderían todos los derechos, y al final la propia vida. El Holocausto —el exterminio de millones de personas judías, gitanas, de izquierdas, LGBT, con alguna discapacidad… — comenzó con cosas tan “inocentes” como un reparto “primero” —en realidad, sólo— “para los de casa”.

Para los nazis alemanes, “los de casa” era un criterio racista, genético. Para los grupos fascistas de hoy, también.

La otra cosa a destacar del programa nazi Winterhilfe es que comenzó con colaboraciones voluntarias, pero una vez que Hitler llegó al poder, si no contribuías a las recogidas —organizadas por las tropas de asalto nazis— sufrías las consecuencias, a menudo violentas.

Las campañas de los grupos fascistas en el Estado español están directamente inspiradas en las que lleva a cabo el partido nazi griego, Amanecer Dorado, con el que estos grupos tienen contactos. Los nazis griegos empezaron con repartos de comida sólo para los de casa; ahora se dedican a agredir, incluso asesinar, en la calle, a personas inmigradas, de izquierdas, LGBT…

Debemos detener a los nazis de aquí ahora, antes de que sea tarde.

Si quieres ayudar a las personas necesitadas, lo puedes hacer mediante los bancos de alimentos e iniciativas similares impulsadas por entidades vecinales y sociales, que ayudan a la gente en función de sus necesidades, no según criterios racistas.

No ayudamos a nadie, salvo a los propios nazis, si contribuimos en sus campañas racistas. Ya sabemos adonde nos llevan éstas.

Debemos decirlo alto y claro, “fascismo nunca más”.

Hoja en PDF para bajar e imprimir

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s